Silicosis y su implicación en la salud laboral. Un riesgo que sale muy caro.

Este lunes nos levantábamos con la noticia de que en Valencia, se está juzgando a dos directivos de la desaparecida empresa Cerámicas Sanitarias Reunidas S.A., presuntamente responsables de que más de 50 trabajadores  contrajesen silicosis.

¿Qué es la silicosis?

La deposición de polvo de sílice en los pulmones, que origina una reacción patológica de tipo fibroso generalmente.

El primer síntoma que notaban los trabajadores era la sensación de asfixia, ya desde 1992, cuando la empresa prejubiló a un trabajador por silicosis, se conocía el riesgo de no tomar medidas, pero aun así nadie se lo comunicó al resto de trabajadores y, por supuesto, no se pusieron medidas para frenar este riesgo.

No se tomaron medidas, ni tan siquiera se realizaban los controles pertinentes. Desde 1992 hasta 1999, año del cese de la actividad, se realizaron 5 mediciones de polvo de sílice cuando lo normal habría sido una por trimestre.

Si, en 1992, cuando se descubrió el primer caso, la empresa hubiera tomado las medidas de precaución necesarias, se podría haber evitado la gran mayoría de los casos que vinieron después, la escalofriante cifra de 47 trabajadores más. Teniendo en cuenta que la plantilla total era de 200 trabajadores, estamos hablando de un 25% de la plantilla con incapacidad permanente en su mayoría.

Los dos directivos han manifestado que desconocían la peligrosidad del polvo de sílice y a la que, por ende, trabajaban expuestos sus empleados.

La condena que pide la fiscalía asciende a tres años de cárcel y ocho millones y medio de euros por delitos contra los derechos de los trabajadores y delito de lesiones graves por imprudencia.

La silicosis fue declarada enfermedad profesional en 1978 por Real Decreto, posteriormente, la normativa fue aumentando sus requisitos con el objetivo de proteger la salud de los trabajadores que se exponían al polvo de sílice hasta llegar al Protocolo del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad que podéis ver pinchando aquí. 

Cerámicas Sanitarias Reunidas no tuvo a bien acogerse a la normativa aplicable y proteger a sus trabajadores y hoy paga las consecuencias.

Como dice la máxima «El desconocimiento de la Ley no exime de su cumplimiento«, si bien es cierto que no podemos estar al día de todo para eso se crean los servicios de prevención como los que ofrecemos en Serpresur. Profesionales que velarán por la salud y seguridad de tus trabajadores y por el cumplimiento de la legalidad de tu empresa.

Una opción que parece más segura a la larga que arriesgar la salud y vidas de los trabajadores y, por supuesto, de la empresa.